19 mar. 2011

Puntillitas Begins.


Volvemos a uno de los principales motivos por los que retomamos el blog, o al menos con algo que causó algo que derivó en otra cosa hasta llegar a ello. Llegan los carnavales a La Barca y este año ni siquiera habrá un intento de realizar un concurso de disfraces, la excusa: “No hemos preguntado, pero no va a haber suficientes participantes”. Y es que mi artículo que publicaron en Zapatiesta el año pasado no sirvió para nada, y dudo que alguien del Consejo Escolar, ese que ahora dice que no habrá carnaval, lo leyera prestándole atención y sin prejuicios. Se van a salvar este año, nos iremos, Wadalman, Dark Pollo y el resto dejarán de molestar a dirección, no habrá más artículos críticos en la revista y me atrevería a decir que alguna exprofesora se alegrará de ello, hará una fiesta allá donde esté y montará un show patético en el carnaval de su nuevo instituto, pero confío en los alumnos que aún queden y si no es el año que viene, será el siguiente, o si no el otro, algún día tendrán que recuperarlo y es posible que salgan letras ya escritas, y si alguien quiere ver en esto una amenaza, pues que la vea:
  • Carnaval de Estranjis:
    • ¿Le han suspendido la actuación que tenía preparada? ¿No va a tener la oportunidad de soltar todo lo que tenía que decir? ¿Le chafaron los chistes el año pasado y este ya la mitad del repertorio estaría pasado de moda? ¿Aún así le importaría un comino (cómino en élfico) tener que inventarse un tipo y diálogos si tiene la oportunidad de subirse a cuatro tablas y decir otras tantas pamplinas?
    • Como no está bien que se salte las tres últimas horas del viernes, le proponemos el año que viene, en caso de que no se vuelva a realizar el concurso, se disfrace en el recreo de cualquier cosa, como siempre se ha hecho, con pijamas, de gángster o de superhéroes de andar por casa y atienda a las tres clases como lo haría cualquier otro viernes.
  • Puntilliteador Intergeneracional:
    • ¿No tiene fe en los futuros jóvenes? ¿Cada vez hay más canis en proporción a la cantidad de nuevas generaciones? ¿Conoce a niños en primero de ESO que se alegran de haber suspendido 7, y esa es la tónica general? ¿La granja de pavos montada en la planta baja del instituto no reacciona a perder la celebración del carnaval del instituto? ¿Duda que los representantes de alumnos en el Consejo Escolar menores de 16 asistan a las reuniones y que sean totalmente independientes de presiones de profesores y padres? ¿Cree que hay gente en bachillerato que aún ve Doraemon a la salida del instituto y que no sabría decir el nombre de dos ministros? ¿La gente está cuajá?
    • Con el Puntilliteador Intergeneracional podrá conseguir que sus hijos, primos, sobrinos o vecinos menores de 15 aprendan el valor del espíritu crítico y a reclamar por lo que cada uno quiere.
    • Este consistirá en una serie de juegos de mesas destinados a ello, tales como “Encuentra los 7 errores”, “Adivina a quién (hay que molestar”, una edición de mesa de Allá tú, porque debe importarles poco lo que cada uno haga con su vida, e “Inventar y ganar”, un juego en el que deberá encontrar argumentos cada vez más absurdos hasta ganar a su adversario.

Los productos de hoy cuestan lo que habríamos ganado por persona de haberse celebrado el concurso teniendo en cuenta que nuestra rival (por decirlo de alguna forma) no se hubiera presentado este año. Si los quiere, llame al 6813213455 y antes de que unas frutas (y no la chirigota del Canijo) haciendo el ridículo le acorralen en la calle para que presencie su bochornosa actuación, el premio Limón 2011 llegará a su casa con nuestros productos y la factura. Si conoce a alguien que pueda necesitar alguno de estos artículos, no dude en hacer publicidad.
El martes a eso de la hora en la que salga una entrada nueva y el DACE pase 3’8 kg de la petición realizada, les ofreceremos las novedades que nos vayan llegando desde China, recordando que, a quien no le gusten nuestros artículos, siempre tiene la opción no comprarlos.
El premio Limón 2011  no devuelve cambio. La garantía de nuestros productos dura lo que tardaba el jurado en decidir el primer premio antes de empezar el concurso. No nos denuncie ante la APPP (Asoc. Periodística Primera Plana (quien otorga los mencionados premios naranja limón)) o les diremos que hemos tenido que buscar en Internet quien los daba porque eso no lo conoce prácticamente nadie y por tanto el sketch no tenía gracia. Que nadie se enfade más de lo preciso, si me conocen, se nota cuando va en broma y cuando con un poco de mala idea/leche/follá, pero me tomo diariamente el Educaciolgrim y a mí, me funciona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario